Inicio Hoja de apuntes Cimbran el negocio de la carne

Cimbran el negocio de la carne

125
0

Hoja de Apuntes 
Ignacio Almeida

Cimbran el negocio de la carne

El Heraldo de Tabasco
28 de octubre de 2015

La Organización Mundial de la Salud, con el resultado de un estudio sobre alimentos que provocan cáncer, puso en jaque no sólo a la industria de productos procesados a nivel global, sino al mercado de ventas y la confiabilidad de los humanos en el consumo de carnes procesadas e incluso las carnes rojas naturales.

Al ser un asunto que concierne a prácticamente toda la población -a excepción de los vegetarianos o veganos-, el tema fue, es y será motivo de debate en todas partes en una época que, curiosamente, a raíz de programas relacionados con la comida y el boom de estudiantes de gastronomía, muchos conocen y se interesan más sobre los alimentos.

Y es que millones han consumido por años -en mayor o menor medida- esos alimentos que hoy la OMS los coloca en entredicho o en calidad de repudio por sus posibles consecuencias.

Más de uno seguramente hizo un ejercicio de retrospectiva en la cantidad de consumo habitual y de esas tardes de asado que se han vuelto comunes, quizá hasta con un dejo de culpa.

A la mente también vinieron esos grandes exhibidores de procesados en los supermercados y si ahora habrá algún cambio que incida en pérdidas para las empresas dedicadas a su producción, sector en el cual laboran miles de personas.

Porque es un asunto no sólo de salud, sino económico.

Quizá eso motivó a la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios para señalar que la carne no es la que provoca cáncer, sino las sustancias que se le agregan para hacer productos como salchichas o jamón.

La comisionada de evidencia y manejo de riesgos, Rocío Alatorre, comentó que esa alerta es para que las autoridades regulatorias de cada país vigilen que durante la elaboración de estos productos no se añadan o se generen esas sustancias.

Afirmó que los nitritos y nitratos, que son las sustancias que más tienen evidencia de que pueden ser carcinogénicos y que tradicionalmente suelen añadirse a los embutidos, están limitados en la regulación mexicana.

Y sobre la carne roja, destacó que la evidencia de que aumente el riesgo de cáncer es limitada, por lo que su consumo es seguro aunque debe ser racional, como el de cualquier otra cosa.

El asunto aquí es que los 22 expertos de 10 países generalizaron los resultados. Para ellos todas las carnes procesadas tienen potencial cancerígeno, no si en tal o cual nación se aplicaban o no normativas para limitar nitritos o nitratos.

Incluso, en sus conclusiones, la OMS indica que los gobiernos pueden decidir si incluyen esta información sobre el peligro de cáncer de la carne procesada en el contexto de otros riesgos y beneficios para la salud, al actualizar sus recomendaciones dietéticas.

Mientras, en otros países como Italia, se cuestionó el informe y se puso en primer plano la calidad de sus productos y el riesgo de la pérdida de miles de empleos por el aviso de la OMS.

Para productores italianos, el estudio está creando una campaña alarmista sin motivo, pues allá los modelos de consumo de la carne forman parte de la dieta mediterránea, que fundada en una alimentación basada en productos locales, de temporada y frescos, constituye el secreto del récord de longevidad de los italianos.

Incluso, aseguraron que las carnes italianas son más sanas porque no son tratadas con hormonas, a diferencia de las estadunidenses, y se obtienen respetando rígidos esquemas de producción que aseguran el bienestar y la calidad de la alimentación de los animales.

En México hay dudas de que ese control de calidad en la alimentación de los distintos tipos de ganado sea estricto, y ya no se diga de los señalamientos de entrada ilegal de bovinos criados en Centroamérica y que ingresan por la Frontera Sur.

Pronto podrá medirse el impacto de la alerta en el mercado de alimentos, no sólo de los procesados sino en restaurantes cuya atracción principal son los cortes y en los establecimientos de carnes marinadas para asar.

Ni qué decir de la llamada «comida rápida», como son los restaurantes de hamburguesas y los carritos de hot dog, donde abundan precios económicos para quienes tienen bajos ingresos.

HOJAS SUELTAS…

Para el primer año del gobierno de Jorge Armando Cano en Teapa, la inversión en obras será de entre 50 y 60 millones de pesos, según estimó el alcalde electo. La semana próxima irá a refrendar proyectos que entregó a diputados federales y lo hará en compañía del dirigente estatal del PVEM, Federico Madrazo Rojas. Durante una charla con reporteros, dijo que regresó hace poco de Europa, donde entregó en Bélgica proyectos sanitarios y de potabilización para buscar financiamiento de la Unión Europea. También hizo gestiones en Milán y Luxemburgo. Por lo pronto, aseguró que hay noticias positivas para los plataneros teapanecos, así como en materia de seguridad ante la posibilidad de que haya una presencia permanente de fuerzas federales y estatales en la región.