Inicio Testigo Fiel Evaristo, el gran perdedor del debate

Evaristo, el gran perdedor del debate

163
0

Testigo fiel

Por: Jesús Torres

Evaristo, el gran perdedor del debate

El debate que organizó a principios de esta semana el grupo Radio Formula Tabasco con los candidatos a la alcaldía de Centro, lejos de enfrentar a los aspirantes permitió que los ciudadanos contrastaran las propuestas que tiene cada uno de ellos en su intento de gobernar la capital tabasqueña después de las elecciones del primero de julio.

El único que no acudió a este encuentro fue el contendiente de Morena, Evaristo Hernández Cruz, quien confiado en el efecto peje ya siente que será el alcalde de este municipio por segunda ocasión. Su ausencia, sin embargo, impidió que el electorado que sintoniza la radio y se entera de lo que pasa en el ámbito político a través de las redes sociales, no tuvieran la oportunidad de conocer cómo piensa gobernar la ciudad de Villahermosa.

El menosprecio del candidato de Morena habla ya de entrada de la arrogancia con la que se conduce desde ahora, aún sin ganar todavía la elección, pero como reza el dicho en estos tiempos electorales, la gente nota, anota y vota.

Y es que este ejercicio, que tuvo como moderador al periodista, Gilberto Quezada, logró lo que durante la campaña no se ha hecho, que los aspirantes a un cargo de elección popular privilegien la civilidad política ante todo, y eso el día del debate quedó demostrado.

Todos, entre ellos, Ady García, del PVEM; Jaime Mier y Terán, de la coalición PRD, PAN y MC, así como Adrián Hernández Balboa del PRI y Juan Manuel Trujeque Russi, del Panal tuvieron la oportunidad de exponer los temas torales que más preocupan a los tabasqueños, en particular a quienes viven en el municipio de Centro, pero sobre todo la propuesta que tienen para resolver los grandes retos que demandan los ciudadanos, sobre todo en materia de seguridad y generación de empleos.

Si el aspirante de Morena pensó que todos le echarían montón, sólo porque se dice que va arriba en las encuestas cometió un error que sus allegados debieron advertirle y no utilizar como excusa que ya tenía un compromiso de agenda para la fecha del debate.

¿Cuál era en realidad su temor?, no lo sabemos, pero fue de los candidatos que más perdió con su inasistencia.