Inicio Hoja de apuntes Jesús Alí, la misma piedra

Jesús Alí, la misma piedra

121
0

Hoja de Apuntes 
Ignacio Almeida

Jesús Alí, la misma piedra

El Heraldo de Tabasco
24 de agosto de 2015

Hace poco más de un año, el primer candidato del PRI que entregó el poder a la oposición en Tabasco, Jesús Alí, renunció al cargo que ocupaba en la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) federal, para venir a caminar al estado y obtener una candidatura a diputado federal, en lo que fue un salto al vacío.

Lo fue porque lo hizo sin acuerdos previos con los liderazgos nacionales de su partido, en ese momento a cargo de César Camacho, ni tampoco con los de Tabasco.

Consideró que la votación obtenida en 2012 le daba el margen para no consultar su decisión y sin tomar en cuenta que, a diferencia de dos sexenios panistas atrás, de nuevo había un presidente priista que, por cierto, lo había acomodado en la Sedesol y dispensado algunas delegaciones federales en Tabasco.

Visto más como un acto falto de gratitud, quiso dar un madruguete y le cobraron la factura.

Y es que aseguran priistas de alto perfil, había entonces un consenso entre las principales corrientes priistas para que al ex alcalde de Centro le allanaran el camino hacia una diputación federal o una diputación local plurinominal, por su condición de ex candidato a gobernador.

Lo iban a arropar, pero todo indica que decidió en un arranque emocional y mal cálculo político, algo que lo caracterizó en su campaña por la gubernatura, y se quedó sin candidatura y con el despecho que lo tradujo en trabajar a contracorriente de candidatos del PRI y acercarse de manera personal a las cabezas del PRD y PVEM para pactar intercambio de apoyos electorales.

Esa piedra con la cual tropezó hace un año, se la volvió a encontrar hace una semana cuando juntó en un salón de fiestas a varias decenas de seguidores, por cierto sin ninguna figura con peso político o social, para relanzar su aspiración por un cargo electoral en 2018.

Pero ahora, ha dejado entrever, no se conformará con que le den una diputación federal, sino va de nuevo por la candidatura a gobernador.

Un día antes de que Manlio Fabio Beltrones y Carolina Monroy se registraran como única fórmula a la dirigencia nacional del PRI, que asumieron a plenitud tres días más tarde, Alí le mandó el mensaje de lo que quiere y cómo lo quiere.

Le aconsejaron mostrar rebeldía y caminar por la libre, sin tomar en cuenta a la nueva dirigencia nacional porque posee tal arrastre social y arraigo entre los priistas que ahora él puede dictar la agenda de lo que tiene que hacerse en el PRI, desairando al resto de las corrientes priistas.

Luego de un proceso electoral en el que pactó con la oposición, viene a pedir la salida de Erubiel Alonso Que, algo que ni siquiera es necesario hacer porque el de Balancán es insostenible desde la misma noche del 7 de junio.

Ante la ausencia de un liderazgo en el PRI estatal y con los grupos a la espera de acomodarse con Manlio Fabio Beltrones, porque así son las reglas no escritas dentro de ese partido, Alí busca demostrar que sí es cabeza de su corriente y que ahí están los triunfos de Adrián Hernández Balboa y César Rojas Herrera para corroborarlo, y la derrota de Evaristo Hernández, también para ratificarlo.

Veremos si en este nuevo lance, donde además de sus adversarios en el PRI trae la posibilidad de una denuncia por el crédito que pidió siendo alcalde -la aprobación de las cuentas públicas es un asunto político no definitorio-, encuentra por fin el camino hacia su ansiada reivindicación política

HOJAS SUELTAS…

 

Quienes aseguran conocer al nuevo líder del PRI, Manlio Fabio Beltrones, aseguran que no acostumbra a tomar decisiones apresuradas y prefiere, al estilo de los buenos boxeadores, golpear de manera paciente y consistente al cuerpo, para que la cabeza caiga sola.+++Educativo para los niños y jóvenes resultó ayer el ejercicio de reforestación que organizó la Comisión Nacional Forestal en Tabasco, a cargo de Francisco Lastra Bastar, junto con una televisora nacional y autoridades estatales y municipales. Pancho Lastra expuso que forma parte del programa nacional de reforestar un millón de hectáreas en el país este sexenio, compromiso hecho por el presidente Enrique Peña Nieto. En Tabasco este año la meta es reforestar siete mil hectáreas. Por cierto, quien provocó gestos adustos por un momento fue un especialista en servicios ambientales, que entre broma y en serio les dijo a los funcionarios que «hablan mucho y hacen poco», en relación a que tardaban en dar sus discursos y no había manera de que comenzaran a plantar los arbolitos de macuilis en un terreno de tres hectáreas, propiedad de Edgar Méndez Garrido, allá por los rumbos del aeropuerto.+++Lo que también entre broma y en serio se dice entre los delegados federales en Tabasco, es que de entre ellos puede salir el próximo dirigente estatal del PRI, pues algunos apuntan al delegado de la Conafor, Francisco Lasta, y otros al del Infonavit, Nicolás Bellizzia, por aquello de que también en esas instancias de gobierno hace aire tricolor.