Inicio Testigo Fiel La pandemia que cambió todo

La pandemia que cambió todo

115
0
Testigo fiel

Por: Jesús Torres

La pandemia que cambió todo

Cuando abordé el tema del coronavirus en este espacio por primera vez bajo el título: ‘Cuando el coronavirus nos alcance’, nunca imaginé la magnitud y el impacto en todos los sentidos de esta pandemia en México, el mundo y particularmente en nuestro estado.

Las consecuencias de este mal han sido históricas, además de las muertes que, lamentablemente ha provocado, porque ha venido a trastocar nuestra forma de vivir y de relacionarnos al grado de tener que permanecer 30 días en cuarentena dentro de nuestras viviendas. Increíble pero cierto.

Casos similares se han vivido en países de Europa como España e Italia al grado de parecer pueblos fantasmas en tanto no sea superada la emergencia por el Covid-19. Otros han tenido que cerrar sus fronteras y prohibir la llegada de visitantes.

Vamos, el coronavirus ha tumbado incluso en dos ocasiones las principales Bolsas de Valores del mundo, el dólar se ha ido hasta los 23 pesos como nunca había ocurrido y ha cancelado todo tipo de encuentros artísticos, culturales y deportivos a nivel global.

La iglesia católica suspendió todo tipo de cultos en el país, prácticamente paralizó sus actividades y las autoridades educativas convocaron a un receso obligatorio en las escuelas durante 30 días a partir del viernes 20 de marzo, aunque muchas lo adelantaron desde ayer martes.

Los datos más recientes indican que existen casi 182 mil infectados en el mundo, más de 7 mil muertos y alrededor de 78 mil personas curadas. De estas en México, la cifra aumentó a 93 el número de  pacientes con el Covid-19 y el registro de 206 sospechosos.

En Tabasco, según datos de la Secretaría de Salud se han atendido seis casos sospechosos de coronavirus, pero ninguno ha dado positivo.

Los más afectados, con diversos registros  son: Chiapas, Ciudad de México, Coahuila, Durango, Estado de México, Nuevo León, Puebla, Querétaro, Quintana Roo, Yucatán y Sonora.

La pandemia también ha provocado en la población compras de pánico en tiendas comerciales, pues permanecer aislados durante cuatro semanas ha obligado a muchos a mantener surtida la despensa para el tiempo que dure la emergencia por el coronavirus.

No cabe duda que la realidad siempre termina imponiéndose y superando las expectativas de lo imaginable. Hay que cuidarse y permanecer en casa.