Inicio Testigo Fiel Las restas en el PRI Tabasco

Las restas en el PRI Tabasco

84
0

Testigo fiel

Por: Jesús Torres
Las restas en el PRI Tabasco
 
Las deserciones que se han venido dando últimamente en las filas del PRI en Tabasco en pleno proceso electoral rumbo a las elecciones del 1 de julio son síntomas de un partido que lejos de llegar unificados al día de la jornada electoral, enfrentará serias dificultades para garantizar el triunfo a su candidata a la gubernatura, Georgina Trujillo Zentella.
 
Apenas este pasado fin de semana, el exdiputado local del tricolor, Miguel Ángel Moheno Piñera abandonó las filas de su partido no sin antes revelar la situación por la que atraviesa este instituto político a mano de sus dirigentes en el estado.
 
En su carta renuncia que envió al presidente estatal del PRI, Gustavo de la Torre Zurita, el exlegislador local precisa que ha notado inconformidades al interior del partido, el rechazo de la militancia y que el PRI en Tabasco ya no tiene principios y mucho menos orientación para ganar el actual proceso local. 
 
Moheno Piñera no sólo dijo adiós a los priistas sino también a la precandidatura a la diputación local por el segundo distrito electoral, cargo que ahora buscará dentro de las filas del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), esto a pesar que había trascendido que sería el abanderado a la alcaldía de Cárdenas.
 
En el 2015, el político cardenense perdió la elección como candidato del PRI a la presidencia de su municipio en medio de una competencia muy cerrada con el adversario del PRD, Rafael Acosta León quien en julio próximo buscará reelegirse en el cargo por tres años más.
 
El ahora ex priista obtuvo aquella vez 27 mil 169 votos contra 28 mil 308 del perredista, una diferencia de mil 139 sufragios que no le permitieron alzarse con el triunfo. Moheno Piñera era entonces el candidato del PRI más competitivo y los resultados de la elección así lo confirmaban sólo que  ya no será quien le dispute esta vez la primer regiduría al PRD en Cárdenas. 
 
El PRI, como ya es sabido, decidió jugársela con Delia María Montejo de Dios quien después de irse al PRD y renunciar a ese partido en el 2007, siendo diputada local, regresó a la filas del tricolor desde donde ahora buscará la presidencia municipal. ¿Qué tanto podrá aportarle en votos al PRI y su candidata a la gubernatura el día de la elección? No creo que mucho, parece más que lo que quieren en ese partido es perder la elección. Error tras error.