Inicio Testigo Fiel ¿Y el castigo a la corrupción en Macuspana?

¿Y el castigo a la corrupción en Macuspana?

86
0

Testigo fiel 
¿Y el castigo a la corrupción en Macuspana?
Por: Jesús Torres 

Lejos de la burrada cometida la noche del 15 de septiembre por el alcalde de Macuspana, José Eduardo Rovirosa Ramírez, y el extrañamiento que le hizo el Congreso local, que no es otra cosa que un llamado a misa, lo que tienen que hacer los legisladores y el Órgano Superior de Fiscalización es investigar las denuncias de corrupción que se han hecho en contra de esa administración municipal desde que era gobernada por el ex edil perredista, Víctor González Valerio.

Extrañamente Cuco Rovirosa, no ha querido demandar penalmente a su antecesor quien es acusado del desvío de poco más de 500 millones de pesos, pero además se ha resistido a dar a conocer la situación financiera en que recibió el municipio según ha venido ventilando desde tribuna el diputado del PVEM. José Manuel Lizárraga Pérez. 

El legislador verde ecologista a aportado datos no sacados de la ocurrencia sino en base a auditorías realizadas por el Órgano Superior de Fiscalización tanto en el 2014 como el 2015 y que arrojan una malversación de fondos de alrededor de 350 millones de pesos sólo en esos dos años, más lo que se acumule. 

Y no es para menos, el pasado 21 de agosto, el Órgano Superior de Fiscalización del Estado, detectó a través de una auditoría al ayuntamiento de González Valerio, en sólo 28 observaciones al último trimestre del 2014 un desvío de 43 millones 99 mil 127 pesos. 

Entonces, ¿qué esperan los diputados locales para actuar y fincar responsabilidades contra Valerio y de paso se castigue a Cuco Rovirosa por andar tapando actos de corrupción?.

Tal vez todo ello tenga que ver con lo dicho por el diputado del PVEM, en el sentido de que Rovirosa Pérez cobraba en el ayuntamiento la módica cantidad de 130 mil pesos mensuales por la renta de una maquinaria suya al municipio en el trienio pasado. 

Pero eso no es todo, el alcalde del PRI se niega a transparentar los ingresos que ha obtenido el municipio en los dos primeros trimestres del año por concepto de recaudación a pesar que se le ha solicitado.

Ayer el diputado del PVEM denunció en tribuna que el edil de Macuspana, en respuesta a una petición que le hizo, reportó ingresos mensuales por cerca de 43 mil pesos por pago de impuestos de los tricicleteros cuando en el municipio existen casi mil trabajadores que prestan este servicio, por lo que estaría llevándose a la bolsa unos 200 mil pesos libres de polvo y paja. 

Así que si hoy quieren los diputados actuar contra el alcalde, José Eduardo Rovirosa, no es con extrañamientos como tienen que  hacerlo, sólo escarben tantito sus cuentas y verán como hay mucha tela de la donde cortar para castigarlo.

Esta columna también puede leerla en el periódico, Ahora Tabasco, o bien en www.facebook.com/jesustorresnoticias; en el portal de noticias www.jesustorrresnoticias.com y a través de las cuentas de Twitter, @Jesus_ManuelT y @jesustorresnoticias.